Síndrome de ABH o de cómo la imaginación se vuelve una adicción

Acerca del quehacer del equipo del proyecto cultural A Buena Hora, de Radio Taino

Imagina las 2:00 p.m. en Cuba, cuando el calor es abusivo y la luz te duele en los ojos. Imagina la sed en tu boca, el cansancio en tus piernas. Imagina  el estrés acumulado por el calor, la luz, la sed y el cansancio.


Imagina que decides conectar tus auriculares para combatir ese estado y, por casualidad, por esas casualidades que tiene la vida, te conectas a la FM y se te cuela por los oídos una mujer de la que no puedes definir su estatura, su color, su estado civil. Son solos tú y una voz de mujer que ahuyenta tus revueltas internas, que te dice que has llegado A Buena Hora (ABH) y te invita, desde la cabina de Radio Taíno (23 y M), a quedarte hasta las cuatro de la tarde.

Esa mujer tiene nombre: Ana María Domínguez. Así que comienzas a construir una imagen de algo que crees que es un programa de radio, pero esa es, apenas, la punta del iceberg, e inmediatamente te inunda el síndrome de curiosidad del que padecemos todos y decides escucharlo otra vez.

Pero la próxima vez ABH y Ana María ya no están en la cabina sino que transmiten, en vivo, para Cuba y el mundo por Audio Real en Internet desde el Hotel Habana Libre. Esta vez, en el lobby, se reúnen amigos melómanos sin importar su raza o su credo, su sexo u orientación sexual, su profesión o sus aptitudes. Solo importa, y “en eso sí se es irreductible”, la música que lleven. Música de cualquier parte del mundo, poco radiada y conocida en Cuba. Se crea una especie de rivalidad entre los asistentes por compartir el contenido de su USB o su disco de vinilo. Ya sabes dónde canalizar toda esa música que tienes guardada en tu PC y que te encantaría compartir.

Cómo este sábado no trabajas, un amigo te invitó hasta el Café Miramar. Dice que los sábados se pasa bien allí, que puedes disfrutar de grandes artistas con entrada gratis, precios bien módicos, en un ambiente fresco e íntimo. Así que piensas que lo tienes todo o casi todo y aceptas la invitación. Pero cuál no será tu sorpresa cuando descubras que allí está A Buena Hora, y Ana María, con voz y rostro, conversa con Alejandro Falcón desde el Café Miramar en una descarga en vivo. ¿Es posible pensar en todo, es posible estar en todas partes? Y te preguntas entonces quién o quiénes hacen posible este proyecto. Porque evidentemente no es solo un programa de radio.

Entonces tu amigo señala a un señor que anda de acá para allá. Sobre sus hombros descansa el proyecto cultural A Buena Hora. “Que el defecto se convierta en un efecto” le oyes decir a Manolo como un slogan que aplica muy bien a su vida profesional. Lo ves salirse de los límites de la rutina mental que nos consume a menudo y con naturalidad silvestre concebir ideas, adquirir nuevas visiones y ambiciones, trenzar diversas redes de personas que piensan con y similar a él.

Ha creado un equipo multioficios que le respalda, locutores espectaculares, capaces de desdoblarse, un asistente que hace fotografías, una Community manager que redacta y filma videos, una codirectora con grandes condiciones para la coordinación y las artes manuales, realizadores con un oído agudo y una gran sensibilidad, una dirección de Radio Taíno colaboradora y dispuesta, investigadores que orientan qué mejorar y qué mantener. Todos aumentan su influencia, su prestigio y su habilidad de lograr los objetivos que siempre van in crescendo.

Ahora otra vez recurre a tu imaginación. Imagina que has despertado un domingo un poco molesto, te duele la espalda y la cabeza pero son las 2:00 p.m. Ahí está Ana María en una Aventura desde el Instituto de Neurología y Neurocirugía con grandes especialistas explicando las causas del dolor de cabeza y de espalda.

Igual podrán explicarte ventajas y perjuicios si subiste o bajaste de peso, si no duermes bien, o comentarte dónde vivió Dulce María Loynaz, qué hace una petrolera, qué tienen las joyas de ROX950.

Es el Festival Internacional de Nuevo Cine Latinoamericano, no sabes qué ver y ahí está Ana María en exclusiva con los realizadores, y actores, y guionistas… para sugerir la mejor opción. Durante la Feria Internacional del Libro en La Habana te pierdes entre tantas propuestas y nuevamente Ana María, acompañada de poetas, narradores, editores…te facilita las cosas.

Así que analizas qué tiene A Buena Hora, que sin grandes recursos llega a todas partes. Descubrirás que la respuesta la tenemos todos. A Buena Hora tiene deseos de hacer. Es un espacio de inclusión, de socialización y aprendizaje, de respeto a la semejanza y a la diversidad. Desata nuevas potencialidades y proporciona claves para aprender a aprender.

Apuesta por la cultura en su más amplio concepto. Contiene el sabor del bossa nova, el jazz, el pop-rock, la trova, el fado, el tango, la rumba, el chachachá, el danzón, la fusión y está al tanto de la vida, la profesión y la cartelera de músicos, teatreros, escritores, artistas de la plásticas, bailarines, coreógrafos, bibliotecarios, historiadores, diseñadores, orfebres...

El proyecto reúne historias de vida increíbles: entre ellas historias de amor que comenzaron en una descarga y que fueron a parar en hijos y familia y libros. Carreras de músicos que comenzaron con una canción o una entrevista en A Buena Hora, como la Daymé Arocena fugada de la escuela, vestida de uniforme solo para cantar una canción o escuchar al músico de turno.

Este proyecto cultural busca los espacios idóneos para su expansión y consumación, no espera a tener los medios necesarios para comenzar una idea sino que resuelve, construye, aprende, educa, actúa y acciona con lo que tiene y que la suerte llegue trabajando.

¿Dónde encontrar al equipo del programa?
Lunes: en el Puente Musical, desde el Hotel Habana Libre
Martes-Viernes: En la cabina (edificio 23 y M) con entrevistas
Sábados: en Descargas en el Café Miramar
Domingo: en Aventura (emisiones desde espacios institucionales diversos en La Habana)

En las redes sociales:
Facebook: A Buena Hora
Youtube: A Buena Hora Cuba
Instagram: abuenahora_cuba
Twitter: @ABuenaHora_Cuba
Blogger: A Buena Hora Cuba


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

OTROS