vie. Sep 18th, 2020

envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Habana Radio: emisora de vanguardia en materia comunicativa


Medio que defiende la participación activa de la ciudadanía en el Centro histórico habanero

El 28 de enero de 1999 nace la emisora Habana Radio con el propósito de reflejar la gesta rehabilitadora de la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana (OHCH).  Ese acto fundacional tuvo como premisa el incentivo a la participación ciudadana y empática en todo el proceso de rehabilitación así como la promoción de los valores patrimoniales del Centro histórico habanero. Así lo reconoce Magda Resik, directora fundadora de la planta radial.

 

¿Cómo ha ido evolucionando Habana Radio en los últimos 20 años?

–Se puede decir que ha ido evolucionando progresiva y sistemáticamente. En un principio estábamos en el aire solo tres horas. De un trasnmisor de 300 watt teníamos aprobados 20 watt de potencia. La vida nos fue colocando en el reto de ir probando la utilidad y la virtud de la emisora. Hoy cuenta con 24 horas de transmisión y ya trascendió las fronteras del Centro histórico.

“Habana Radio fue objeto de un intercambio con intelectuales en uno de los Consejos Ampliados de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba. Allí el Comandante en Jefe Fidel Castro se interesó por el desarrollo que iba teniendo la emisora y de ese diálogo surgieron nuevas propuestas. Por ejemplo, transmitir con mayor potencia. El Comandante nos envió un trasnmisor de un kilowatt. Tuvimos nuestra primera computadora, que él también nos hizo llegar. Empezamos a desarrollar el trabajo sobre un soporte digital, y eso hizo que nuestra progresión fuera mayor.

“Recibimos apoyo para crear un estudio de edición, aparte del estudio de transmisión, lo cual permitió que acudiéramos a la transmisión en vivo durante mayor cantidad de horas. Eso nos posibilitó integrar a la ciudadanía con más fueza en nuestra programación”.

¿Qué características tiene la programación actual de Habana Radio?

–Nuestra programación cuenta con perfiles muy específicos destinados a la tercera edad, a las niñas y niños. Tenemos espacios muy importantes que tienen que ver con la orientación sicológica y social. Especialmente, para los adolescentes y jóvenes hay un progama titulado Contigo somos más, donde son ellos mismos los que realizan el producto comunicativo, proponen las temáticas a abordar y ejercen una gran influencia en la comunidad adolescente que escucha el espacio.

“Fundamos un proyecto que se llama Cultura entre las manos, que dirige Yalena Gispert, una de nuestras especialistas en comunicación. Está destinado a la comunidad sorda. Nos dimos cuenta de que ellos se encontraban excluidos de todos nuestros mensajes comunicativos. De pronto, esa comunidad ha diseñado un proyecto cultural participativo y creativo para la promoción de los valores patrimoniales”.

¿De qué manera se ha ido diversificando el trabajo de Habana Radio?

–Hace pocos años surgió la Productora de audiovisuales de la OHCH porque nos dimos cuenta de que la radio obviaba la imagen audiovisual, tan importante para registrar el proceso de rehabilitación del Centro histórico y dejar testimonio de toda la transformación que va sufriendo el entorno. Con esa productora realizamos varios espacios habituales de la programación nacional, entre ellos Andar La Habana, que conduce el Historiador de la Ciudad. Además, desarrollamos un archivo de la memoria del Centro histórico. También producimos promocionales, viñetas y noticias para el Sistema Informativo de la Televisión Cubana.

“Después creamos el sello La Ceiba con el que desarrollamos varias líneas, una dedicada especialmente a la música patrimonial. Se ocupa igualmente de la producción audiovisual y de recoger ciertas voces de la contemporaneidad que son indispensables para entender la historia de Cuba. Nuestros archivos atesoran la producción radial de 20 años.

“Por otra parte, hemos desarrollado un sistema académico para instrumentar la asignatura Comunicación del Patrimonio. De hecho, mantenemos excelentes relaciones con el Instituto Internacional de Periodismo “José Martí”, con la Facultad de Comunicación Social y el Colegio Universitario San Gerónimo de La Habana porque hemos querido que la Comunicación del Patrimonio sea ya una ciencia constituida, sobre la base de la experiencia de muchas décadas de trabajo en la OHCH, desde el liderazgo comunicativo de Emilio Roig hasta el momento actual con el docto Eusebio Leal Spengler.

“Instituimos el diplomado internacional Medios para Comunicar el Patrimonio, que organizamos de conjunto con el Instituto Internacional de Periodismo y con la Oficina Regional para América Latina y el Caribe de la Unesco. Cada año graduamos a 40 diplomantes que provienen de toda Cuba y de otras naciones, especialmente de la región latinoamericana”.

¿Pudiera afirmarse que Habana Radio posee un carácter multimedial y que sus especialistas integran saberes de varias disciplinas?

–Creo que Habana Radio es una suerte de experimento de lo que debe ser un medio de comunicación en nuestro país porque hemos alcanzado una dimensión multimedial, desde varios ángulos, para integrar todas las artes comunicacionales, desde la comunicación más elemental, que se realiza persona a persona, hasta aquella apoyada en las tecnologías digitales como las redes sociales o la producción de audiovisuales en Alta Definición (HD).

“En la contemporaneidad no se debe despreciar ninguna de las expresiones de la comunicación. Ese proceso debe ser para nosotros un camino insondable, extenso e infinito. Todos el tiempo debemos preguntarnos de qué herramientas comunicativas no estamos haciendo un uso debido.

“Tenemos claro que la primera garantía para la preservación del patrimonio nacional es saberlo comunicar bien. Sin la promoción de los valores que atesoramos estamos desdibujando la identidad cubana. Por tanto, la comunicación para nosotros es un elemento imprescindible en todo proceso para el desarrollo de nuestro país”.

¿Cuál es la proyección futura de la emisora?

–Entre las perspectivas de desarrollo de Habana Radio está, sin dudas, el convertirse en la voz de la Red de Oficinas del Historiador y del Conservador de Cuba que preside el doctor Leal. Para nosotros es fundamental que la emisora llegue a ser la plataforma donde puedan tejerse todas las aristas de la comunicación de esa red y se visibilicen los valores más importantes del patrimonio nacional.

¿Cómo se inserta Habana Radio en la campaña por los 500 años de la ciudad?

–Diríamos que el aniversario 500 forma parte de una disciplina comunicativa. Desde hace varios años estamos desarrollando, desde la Oficina de Comunicación, toda una visualidad y una serie de acciones comunicativas relacionadas con los cinco siglos de la otrora villa de San Cristóbal de La Habana.

“Siendo buenos discípulos del doctor Leal entendemos que esa cuenta regresiva que habíamos ideado para llegar a los 500 se ha convertido en una cuenta progresiva porque el aniversario será solo un pretexto para empoderar mucho más la imagen Habana, para lograr que en la conciencia de la ciudadanía crezca el amor hacia los valores patrimoniales que portamos y sea un punto de inicio para nuevos proyectos, programas, materiales audiovisuales y producciones discográficas que contribuyan a reforzar el sentido de la identidad habanera”, concluye Magda Resik.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archivos