lun. Ene 20th, 2020

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Escuela de Televisión: hito de nuestra producción audiovisual


Hasta 1959 abarcó un amplio espectro de temáticas, ámbitos,  géneros y formatos 

Existe la percepción de que toda la producción y realización de radio y televisión de la etapa comercial la realizaban íntegramente las radioemisoras y televisoras, aunque la realidad fue otra.

Hasta 1959, diversos agentes externos a la radiodifusión asumían su concepción creativa, montaje y producción.

La televisión redimensionó la tradición radial de usar productores externos y la mayoría de los espacios realizados por las empresas radiales-televisivas los patrocinaban nacionales o foráneos, fundamentalmente jaboneras, electrodomésticos, bebidas, licores y cigarreras1. Ejemplos:

–          Agencias publicitarias y pequeñas productoras fílmicas, proveían producciones simbólicas a los medios de comunicación, como los anuncios comerciales y los animados usados con estos fines.

–          Los Departamentos de radio y televisión de las jaboneras Crusellas y Sabatés devinieron gestores productivos, pues contrataban artistas e intérpretes en exclusiva, aprobaban guiones y decidían las temáticas, contenidos, géneros y formatos de los programas que realizaban, o de los espacios mediáticos que patrocinaban. Emitían estas obras en tiempo real, rentando a radioemisoras y televisoras sus estudios, tecnología y  técnicos.   

Otras fuentes externas de productos simbólicos fueron las productoras audiovisuales independientes al sistema de bienes de consumo y publicitario y a las empresas radiales-televisivas.  

El 18 de febrero de 1953 se inaugura la cadena nacional Canal 2, Telemundo. El 2 de marzo siguiente, estrena  Escuela de TV, programa habitual de aficionados al arte que cada día se emitía durante una hora, desde las 9:30 p.m.2 Al ampliar sus horarios y diversificar sus contenidos, devino revista cultural variada todos los lunes, martes, jueves, viernes y domingo (9.30 p.m. – 11:00 p.m.).

Aprovechando la excepcional  oportunidad empresarial de que el Canal 2 no contaba con capital humano propio, Gaspar Pumarejo3 denomina de esta manera a su productora audiovisual que, muy pronto, nutriría la mayoría de la programación de esta cadena televisiva.  

Para todos sus negocios –televisivos o no–  Amadeo Barletta construye un imponente edificio en el Vedado habanero4; donde inaugura estudios televisivos óptimos con tecnología de última generación.

Su diseño de programación inicial fue realizado por el experimentado y talentoso creador, artista y publicista Mario Barral López5, quien se propuso marcar la diferencia.  

Para suplir sus carencias empresariales, Barletta crea Radio Televisión El Mundo S.A., donde se unieron la cadena Unión Radio y el Canal 4 –para entonces Televisión Nacional–.

Por mucho tiempo, fueron los artistas y técnicos del Canal 4 quienes también nutrieron al Canal 2 de sus actividades y programas. Incluso algunos espacios se simultanearon en ambas frecuencias.

Posteriormente, Telemundo estableció una vital alianza con Escuela de Televisión6, productora audiovisual de  Gaspar Pumarejo Such –fundador de nuestro primer canal– y el famoso actor Otto Sirgo. En septiembre, sus programas colmaban esta televisora.   

Cuando en octubre de 1953 Barletta disolvió la empresa Radio Televisión El Mundo7, fortaleció su dependencia a Escuela de Televisión, la mayor y más importante entidad productiva audiovisual externa hasta 1959, con un amplio espectro de temáticas, ámbitos,  géneros y formatos.

Escuela de Televisión estableció primicias televisivas informativas en la revista variada El mundo en televisión, que inaugura la relación entre los ámbitos impreso y audiovisual.

Redimensionó estrategias mercantiles-comunicativas tradicionales en la radio, la publicidad y el resto de la  Industria Cultural. Ejemplos: contratación exclusiva de estrellas (creadores e intérpretes) foráneos, representación de programas, renta de espacios difusivos en soportes mediáticos y el financiamiento de terceros, y replicó expresiones culturales tradicionales.

Uno de sus proyectos más populares fue Hogar Club, monumental revista informativa, cultural utilitaria sustentada con un sistema de cooperativa popular, financiada por los publicistas y los televidentes. Estos últimos, mediante una ínfima cuota mensual, se convertían en  socios minoritarios de la empresa.

La conversión de las audiencias –hasta entonces espectadoras– en contribuyentes económicos activos de estas producciones, tenían como valor agregado la creación de televidentes cautivos de sus programas, segmento de alta fidelidad8.

La estrategia la había aplicado Pumarejo años atrás en Radio Club infantil,de Unión Radio; en su versión televisiva potenció y renovó el financiamiento de productos simbólicos mediante agentes externos, a los que acudiría reiteradamente.   

Entre dos y cuatro de la tarde –de lunes a sábado– Hogar Club combinaba temáticas,  formatos, géneros, funciones y ámbitos: novelas, teatros, cuentos, concursos, paneles y otros informativos, musicales, eventos deportivos, consejos sobre economía doméstica, publicidad comercial de artículos vinculados al hogar, proyectos educativos culturales, filmes, animados, etc.  

Desde 1955, Espinet Borges9 crea Televisa, productora audiovisual de similar modalidad, que muy pronto se subordina a Escuela de Televisión en la producción de programas, la contratación de algunos espacios, donde los aficionados de Espinet aspiraban participar10.

En 1958, el transmisor de la planta matriz del Canal 2 (Telemundo)11 era el más potente instalado en Cuba, pues duplicaba la cobertura del resto de las televisoras cubanas. Era el único capaz de emitir señales en ambos sentidos.

Fue la segunda planta  comercial nacional que emitió programación televisiva desde otra provincia hacia la capital y, una vez allí, la reorientaba hacia toda la nación.

Una vez más Pumarejo estableció una primacía cuando, entre el 14 y el 20 de julio de 1958, difundió la programación habitual de Escuela de Televisión –incluso la  telenovela– desde el Hotel Intercontinental del balneario de Varadero.

Pero ya esa es otra historia.   

{gallery}Escuela de Television:::0:0{/gallery}

 

Notas y referencias:

 

1 Excepcionalmente, entidades no lucrativas, como el Departamento de Cultura del Ministerio de Educación, patrocinaron algunos programas.

2  Desde abril de 1953 paga tarifas profesionales a sus ganadores.

3  Pionero de nuestra televisión y de múltiples prácticas e hitos radiales- televisivos cubanos.

4 Sito en 23 y P (El Vedado), donde hoy radican los canales Educativo y Educativo 2.  Sede también del salón-exposiciones de los autos norteamericanos que comercializaba Barletta en Cuba. El edificio se llamó Ambar Motors (Am de Amadeo, Bar de Barletta y Motors por General Motors, a quien representa). 

5 Poeta, dramaturgo, actor, locutor, guionista radio, TV y cine, productor y director de numerosos géneros y forma tos mediáticos en particular los dramatizados. Autor y director, durante 1952, de La novela en televisión, del Canal CMQ TV. Fue un espacio paradigmático del género en  Iberoamérica, que gesta el modelo, luego generalizado en el mundo. Autor y director de Santa Bárbara, primera telenovela latina en Estados Unidos.

6 Independiente al resto de las televisoras, las productoras de programas que operaban en las más importantes jaboneras (Crusellas, Gravi y Sabatés) y a las agencias publicitarias.

7 En octubre de 1953, Unión Radio y el Canal 4 pasaron a otros propietarios.    

8 La prensa de la época presentaba numerosos anuncios de Hogar Club.

9 Periodista y publicitario español radicado en Cuba. Columnista de la sección de Radio y TV del periódico Información.

10 En abril de 1956, Ana Luisa Oliva, trabajadora bancaria, gana. Fue captada por Escuela de TV. En septiembre de 1956,  Lourdes Torres, Gerardo Irrizarri –puertorriqueño– y la joven soprano Emma Vil, también lo hacen. Lourdes fue contratada como cantante y actriz. 

11 La Habana (Canal 2), Matanzas (Canal 11), Santa Clara (Canal 8), Jatibonico, Sancti Spíritus (Canal 12), Camagüey (Canal 9), Las Tunas (Canal 13) y Santiago de Cuba (Canal 7).


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archivos