vie. Sep 18th, 2020

envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

La radio analiza su trabajo


Varias emisoras cubanas realizan sus asambleas de balance

Por estos días los radialistas de todo el país se reúnen para analizar el trabajo realizado durante el pasado año. En las asambleas de balance el debate versa sobre el cumplimiento de los objetivos y la exposición de las fortalezas y debilidades durante el período evaluado. 

En los encuentros varios trabajadores reciben reconocimientos por sus resultados durante 2015 y proyectan metas para el presente año.


Radio Bahía, de Caimanera, ha sido una de las emisoras cuyos debates estuvieron dirigidos hacia la calidad de la programación. En ese sentido, Alfredo Zamora, especialista Principal de Propaganda, convocó a hacer un periodismo ciudadano crítico con el cual la población se sienta representada.

Otros temas destacaron la situación del estudio de grabación, la calidad de los procesos de producción, las condiciones técnicas e informáticas y el protagonismo de los jóvenes.

En la también guantanamera CMDX La Voz del Toa analizaron la reconquista del protagonismo de la audiencia, el impacto de la programación de verano y la interacción con el público en los programas.

Los radialistas intercambiaron sobre la renovación e impacto positivo de los espacios radiales durante el verano, el deficiente estado técnico de los equipos de climatización y, en consecuencia, la trasmisión desde un solo local, donde los equipos de realización provocan ruidos que atentan contra la calidad del producto radiofónico.

Instaron a perfeccionar y potenciar la dirección artística que responde por la obra en cuanto a locución, producción musical y creación colectiva. Opinaron sobre el papel y liderazgo de los jóvenes en los procesos de producción y la superación y capacitación profesional, además de proponer proyectos a tono con las exigencias tecnológicas actuales.

En la emisora holguinera Radio Juvenil, enfatizaron en la necesidad de la superación profesional de todo el personal vinculado con la creación radial, ante la urgencia de llevar un producto de mejor factura a un público más preparado culturalmente.

Los radialistas calixteños culminaron un año donde prevaleció el vínculo con las comunidades mediante encuentros que permiten conocer las inquietudes de los oyentes en los diferentes asentamientos poblacionales, que son reflejadas en los espacios informativos de la emisora con un seguimiento periodístico a cada preocupación.

La emisora tuvo un cumplimiento superior de la política editorial, contó con una mayor participación de los periodistas en la conformación de la agenda mediática teniendo en cuenta los intereses de la audiencia.

Por su parte, los radialistas villaclareños de Radio Caibarién debatieron sobre la necesidad de preservar una programación más cercana a su pueblo y a la comunidad, así como la necesidad de realizar una investigación profunda sobre preferencias y temáticas de la audiencia con vistas a lograr otra dinámica radial, que implique la prioridad por niveles artísticos y una eficaz organización interna.

En Radio Maboas, del municipio de Amancio, en Las Tunas, analizaron las causas que entorpecen la calidad del producto radial y convinieron en estrechar aún más el contacto con la audiencia, para así continuar trabajando sobre sus gustos y preferencias.

Abogaron por el desarrollo de mayor cantidad de talleres y cursos de capacitación por especialidades con el objetivo de incrementar la preparación del personal. De las dificultades mencionadas sobresalieron: la obsolescencia de la técnica, los problemas con la iluminación, climatización y la escasez de radios para garantizar el monitoreo de la programación.

 

 

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archivos