envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Con la radio, mejor informados

Estas páginas no solo se conciben para los directores de los espacios informativos. Tanto redactores, reporteros, corresponsales, como locutores, conductores y hasta estudiantes de Periodismo, tienen en los contenidos de este trabajo un sólido apoyo
Cubierta Para informar mejor

Cubierta Para informar mejor

Todavía la radio conserva, además de la gran velocidad de comunicación con el oyente, una magia imperecedera que la hace útil y seductora. En la programación habitual, compuesta de música, entrevistas, novelas y espacios de entretenimiento de todo tipo, la radio tiene muy sólidos pilares. Su capacidad de avivar la imaginación, y su cercanía a la hora de acompañar al oyente, son tesoros muy valiosos.

Súmese a eso, además de la tradición de este medio en nuestro país, el asentado público con que cuenta y el gran impulso que recibe hoy con el desarrollo de disímiles mejoras tecnológicas desde el mundo digital.

Sin embargo, en el centro de este panorama, los espacios informativos todavía tienen en ese medio una fortaleza que resulta insoslayable. A guisa de ejemplo, piense en situaciones de desastre climático o de conmoción social, y en cómo la radio puede llevar informaciones a todos los confines, desde cualquier escenario, con un mínimo de recursos y con gran agilidad e inmediatez, tanto en la emisión como en la recepción de la señal.

Por este motivo, y en especial para los profesionales responsables de poner las señales al aire, la educación y el estudio deben ser paradas constantes en sus carreras. Así que, a tenor con todas estas ideas, la casa editorial En vivo publica el volumen Para informar mejor, de la autoría de Félix Armando Díaz Sotolongo.

El autor, que ya cuenta con otro título en el catálogo de esta editora, lleva casi toda una vida de vinculación al medio radial. Aunque su formación académica fundamental es como maestro en todos los niveles de enseñanza, Díaz Sotolongo es, además, licenciado en Historia. En los medios, fundamentalmente en la radio, tiene una vasta experiencia. La frecuente participación en talleres y conferencias, la capacitación metodológica directa o la evaluación de espacios en concursos y festivales del gremio radial, no le son para nada ajenos.

El libro trae un amplio compendio didáctico que puede resultar en una útil guía para todo el personal que trabaja en la radio. Por supuesto, que estas páginas no solo se conciben para los directores de los espacios informativos. Tanto redactores, reporteros, corresponsales, como locutores, conductores y hasta estudiantes de Periodismo, tienen en los contenidos de este trabajo un sólido apoyo para desarrollar sus labores.

Los textos y materias seleccionados para integrar el volumen son el resultado de una experiencia de cerca de 40 años monitoreando espacios informativos. En diez temas generales se hace un amplísimo recorrido. Entre otros variopintos asuntos, se analiza desde la caracterización básica de la radio y sus espacios de información; pasando por la noticia en Cuba, sus debilidades y fortalezas; hasta llegar a diversos vicios y errores de la expresión y la redacción.

El lenguaje radiofónico, los géneros periodísticos en la actualidad, así como la actividad y los documentos metodológicos que rigen los acápites del trabajo radial y su correcta ubicación y evaluación, son algunas de las materias abordadas.

 Un capítulo de recomendaciones generales y otros aportes de interés general, como una lista de gentilicios, un útil glosario de diversos términos a tener presentes, o algunos de los errores más comunes detectados en nuestras trasmisiones, redondean el volumen.

Como expresa el propio autor en la presentación del libro, el título pretende que “con la misma rapidez de estos tiempos, los interesados en la información radial obtengan con facilidad un arma para conocer aspectos imprescindibles de este medio. No es posible que nuestros informativos alcancen un nivel profesional superior si quienes mueven ese accionar no tienen la preparación requerida”.

Un criterio similar maneja Néstor Santamarina Pérez, Premio Nacional de Radio, cuando afirma en el prólogo que se trata de un texto “dedicado al análisis de lo que se hace y cómo se hace en todo momento en la radio; sus aciertos y errores, y todos con ejemplos completos e ilustrativos (…) Para informar mejor traza rumbos e incorpora una amplia gama de nuevos puntos que deben ser tenidos en cuenta por cuadros, periodistas y otros realizadores al preparar sus géneros periodísticos, reportes y programas”.

Así pues, se ofrece este útil material para todas aquellas personas con intereses profesionales en la radio. La invitación a la lectura de Para informar mejor queda hecha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

15 + 19 =

| Newsphere por AF themes.