envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Lo más pegao de la radio nacional en Piso 6

El carismático locutor Guille Rivero de la Rosa, desde hace un tiempo presenta en el programa Piso 6 lo más pegao de la radio en Cuba
locutor Guille Rivero de la Rosa

locutor Guille Rivero de la Rosa

El carismático locutor de espacios radiales Guille Rivero de la Rosa, desde hace un tiempo sorprende gratamente al público de la Isla, al llevar al piso más alto de la televisión cubana, lo más pegao de la música de casa. Su aparición en el estelar programa televisivo Piso 6 ha significado una visibilización —siempre necesaria— de cómo suena la radio en estos tiempos. Una radio que está próxima a cumplir su centenario, con el mismo propósito de ser la compañía y aliada incondicional de sus seguidores.

La presencia diáfana del conductor de Mezcla, uno de sus espacios más queridos, representa, entonces, el enlace oportuno entre la radio y la televisión; ese momento impostergable en que la primera toma asiento reservado y se presenta en toda su complejidad, diversidad y extensión nacionales ante el ávido televidente.

Desde la radio, Guille llegó al espacio semanal Piso 6 para celebrar el centenario de la radio cubana de la mejor manera que puede hacerse: mostrando el quehacer y la proyección de las emisoras del país, a partir de un denominador común: la música. Así se convierte en presentador de una realidad mostrada a través del decir de los propios protagonistas.

¿Cómo llegas en esta oportunidad a Piso 6?

Mi llegada a Piso 6 responde a un llamado de Karel, director general del programa que me contacta y me plantea la necesidad de reflejar en su espacio, justamente, lo más pegao de la radio a nivel nacional y si yo podía hacerme cargo de esa sección.

En tal caso no tuve que pensarlo; son cien emisoras de radio en el país e intentar reflejar cada semana una diferente, un programa de corte distinto al anterior, parece algo sencillo pero no lo es, lleva todo un proceso de selección, intentando que coincida la salida al aire de cada emisora con su aniversario, priorizando que se muestre el quehacer de aquellas geográficamente más intrincadas, por tanto menos conocidas, dando a conocer las de menor alcance, pues todo ello contribuye a la difusión , popularidad y reconocimiento del trabajo de cada una de ellas. Por eso tengo mucho que agradecerle a Karel, quien confió en mí para que me encargara de todos esos enlaces a través de esta sección.

¿Cuánto significa convertirte en mediador entre la radio y la televisión cubana?

Para mí es un honor que hayan pensado en mi trayectoria para asumir este rol, ha sido conmovedor que me contacten, para expresarme el respeto por mi trabajo que suma una trayectoria por más de 30 años, tal y como es mi caso, y haciendo programas musicales, con hit parade, que se hace muy cercano y comprometido con el gusto musical del púbico.

Por tanto, tomo esta responsabilidad como un premio el que depositen la confianza en uno para contactar con las diferentes emisoras del país. Esta nueva mirada a la radio también se ha convertido en otra enseñanza personal, que te pues he podido contactar con colegas, a muchos de los cuales ni siquiera conozco, solo nos une el compromiso con la radio.

Algunos son locutores que nunca han salido por televisión y están los que se niegan a hacerlo. Son fenómenos distantes pero peculiares. Y es entendible porque la radio es pura magia, y ciertamente a la vez que le entregas tu imagen a la televisión, esa magia se pierde un tanto.

¿Cuánta experiencia vas sumando con esta presencia televisiva?

Muchas, pero lo fundamental y es impresionante, por cierto, ver cómo se distinguen los gustos musicales, de acuerdo a la región del país de que se trate. Son fenómenos que sería bueno analizarlos. No son las mismas preferencias las del occidente cubano que las del centro o el oriente. Las listas, devenidas en preferencias regionales, son completamente diferentes, los éxitos no son los mismos y, cuando coinciden, no ocupan la misma posición.

Significa pues, que este trabajo que se está realizando en Piso 6 logra hacer resaltar, fundamentalmente, lo que está sonando en materia de música cubana, porque si algo tiene nuestra radio es ser fiel defensora de nuestras raíces, y para eso también está lo más pegao de Piso 6.

Estoy muy contento y orgulloso con esta nueva oportunidad, voy rumbo a los 33 años en la radio. Llegué a este medio muy jovencito y en él quiero jubilarme, así que lo que signifique reverenciarle y agradecerle, lo hago desde el rol que se me asigne.

Se acerca el centenario de la radio, ¿cómo sientes que se pueden ampliar sus fronteras?

Ante todo, pienso que estos 100 años de la radio debemos celebrarlo por todo lo alto, no todos los días se cumplen, y pienso que este medio ha demostrado, primero, que siempre ha estado orientando, informando, educando, complaciendo y entreteniendo a nuestro público. Y a la par es una escuela también para los más jóvenes y niños, de ahí que debamos incentivar aún más los programas infantiles y potenciar las propuestas juveniles.

La radio de hoy exige arcarnos a las técnicas existentes para lograr mayor dinamismo y cercanía a la juventud y, por supuesto, llevarla cada día más fuera de fronteras. Que se conozca, que se escuche sus tantas voces en cualquier rincón del mundo. Estamos viviendo la era de Internet, pues vamos a aprovecharla.

Por eso desde aquí quiero enviar un abrazo bien grande a todos y cada uno de mis colegas de las 100 emisoras de la radio del país y lo hago de todo corazón porque la radio se lleva en el corazón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

trece − ocho =

| Newsphere por AF themes.