mar. Feb 25th, 2020

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

“El Proyecto Lucas es mi esencia”

Entrevista con el director creativo y diseñador Yasser Álvarez

“El Proyecto Lucas es mi esencia”


La gráfica de muchos proyectos de la Televisión Cubana en estos últimos tiempos tiene la impronta de Yasser Álvarez, al frente de un valioso equipo de trabajo. Ver a este diseñador y director creativo moverse dentro de las aventuras del Proyecto Lucas se traduce en mucho más que intensas horas de trabajo: búsqueda de inventivas para los retos que impone la propia producción, marchar a la par de las reales posibilidades de creación y ejecución, son algunos de los obstáculos que Yasser ha sorteado con acierto y con la infinita posibilidad de no repetirse.

La edición 22 de la entrega de los Premios Lucas no fue la excepción, solo que esta vez, antes de asomarse al universo siempre complejo que significa replantearse el Teatro Karl Marx, Álvarez vivió la experiencia de la concepción gráfica y diseño de la gala oficial del espectáculo por los 500 años de La Habana, realizada en los exteriores del Capitolio Nacional.

“Este espectáculo me dejó un sabor muy positivo porque, independientemente de lo que representa para cualquier creador asumir este trabajo en un lugar como el Capitolio, que es parte esencial de la historia nacional, a los que tuvimos la oportunidad de trabajar en esa puesta constantemente nos fueron surgiendo muchos retos; el primero de ellos fue el propio clima, que ya sabíamos nos podía jugar una mala pasada, y así fue, pero lo asumimos. Además, trabajar al aire libre siempre es una caja de sorpresas, no obstante, te llegas a sentir muy bien tanto desde el punto de vista creativo como por la convivencia que estableces con todas las personas y proyectos que intervienen en una puesta de tal magnitud. Realmente califico la experiencia como una entrega de nobleza muy grande y total, una sincronización casi perfecta, y realmente era muy emocionante pensar que poníamos nuestro granito de arena en la celebración de los 500 años de la ciudad que ha acogido nuestro trabajo con tanto respeto.

“La experiencia estuvo llena de momentos increíbles, recuerdo especialmente el primer día que nos convocaron en el propio Capitolio, y al pararme frente dije: Guao, es aquí. Me ocurrió algo muy raro, de momento comenzaron a fluir muchas ideas, posibles soluciones, que casi todas se fueron correspondiendo con el resultado final, cosa que no me sucede a menudo; automáticamente, todo el equipo comenzó a pensar no solo en el Capitolio como escenario sino también en el entorno, para que este fuera engalanado en correspondencia con lo que sucedería, que pudiera dar todas las muestras de cubanía posibles, sin excesos, que sencillamente quienes pudieran asistir a ese lugar disfrutaran de una Habana bella, a la vez sencilla y humilde como es: digna de su medio milenio”.

Yasser Álvarez lidera un equipo de trabajo que constituye la pieza fundamental de una puesta en escena que privilegia una estética inclusiva, que igualmente se aprecia desde lo formal. Así lo demuestra el director creativo que, aun transitando por otros rumbos en su carrera profesional, regresa siempre a Lucas porque es su esencia.

En el Proyecto Lucas, ¿cómo ha sido tu tránsito?

-Siempre lo he podido decir así: Lucas es mi esencia, mi escuela, mi motor de arranque en el mundo del espectáculo, mi constancia, mi punto de partida, por todo lo que te permite aprender y por todos los retos que cada año te exige vencer. Pero, a la vez, es el proyecto con el que me siento muy libre para soñar por su propia esencia de ser antiesquemático y polisémico. Todos los años se trabaja un concepto diferente, se asume una mirada distinta, y eso te obliga a estudiar, a informarte de las tendencias modernas, sobre todo a la hora de adecuarlas a las condiciones propias de nuestro país.

Y en términos de creación conceptual, ¿cómo funciona por dentro el proyecto? –-Generalmente en el Proyecto los conceptos parten del propio Orlando Cruzata, automáticamente lo colegiamos, “lo pulimos” un tanto, es un trabajo en equipo muy interesante, y a partir de ello se intentan desarrollar las ideas. En 2019 hubo dos líneas de concepto, algo que no siempre ocurre. “Nosotros somos ellos” fue el concepto que respaldó la gira nacional en la cual Lucas homenajeaba el aniversario 150 de la gesta independentista cubana. A finales de ese año defendimos la idea de romper los muros, todo lo que pueden representar, los posibles pasos reales que podemos dar, porque a veces nos quedamos a esperar, sentados, sin darnos cuenta de que la solución podemos ser nosotros mismos. Siempre expresamos tales conceptos con la pincelada artística que Lucas ha defendido desde sus inicios.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archivos