vie. Ene 17th, 2020

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Marcada por la magia de la radio

Diálogo con María Cecilia Hernández, quien recibió este año el Sello Aniversario 95 de la Radio Cubana

María Cecilia Hernández es una de las radialistas capitalinas homenajeadas con el Sello Aniversario 95 de la Radio Cubana, otorgado el 20 de agosto en la sala Che Guevara a quienes acumulan en las emisoras dos décadas de consagración y entrega total.

En Radio Cadena Habana (RCH), María Cecilia se desempeña como asesora de los programas: Para compartir contigo, Recordando y Aprende conmigo, el único programa Infantil de la planta radial, entre otros. Sobre el valor del sello Aniversario 95 de la Radio Cubana del cual fue acreedora dijo.

“Significa mucho porque llevo varios años en la radio, aún cuando no era trabajadora directa de este maravilloso medio que me abrió las puertas de forma especial para el posterior desarrollo de mi vida profesional. Puedo asegurarte que la radio amplió mis horizontes laborales a pesar de llegar a ella con una preparación bastante sólida, pues ya era licenciada en Artes Escénicas en la especialidad de Teatrología, y había recibido varios cursos de habilitación y diplomados. Todo este bagaje cognoscitivo, sin dudas, unido a muchas manos amigas que me apoyaron, contribuyó a mi recorrido por el nuevo sendero. En la lista de las personas vinculadas a mi despegue radial figuran Caridad Rojas, Milagros Cherta y Wilfredo Gil, directores de emisoras. Ellos, además de la ayuda práctica, incentivaron en mí el deseo de superación a través de cursos, con el propósito de hacerme de las herramientas necesarias y yo diría oficialmente imprescindibles para ser directora de programas y luego asesora.

“Fue en la radio donde me diplomé para trabajar con niños, y me preparé para asumir algunas de sus diferentes especialidades. Soy guionista, directora, escritora pero lo más preferido por mí es la asesoría, una función incomprendida y vista por muchas personas como un censor únicamente, sin analizar que el asesor es uno de los ejes fundamentales en un proceso productivo y en el cumplimiento de las políticas establecidas. Este debe ser lo más capaz y capacitado posible pues de él depende en gran medida el éxito de la programación, además el asesor debe de establecer con los miembros de los colectivos de programas relaciones afectivas en la cuales prime la disposición de ayuda y orientación mutuas. En ese sentido, mantengo las mejores relaciones con mis escritores, aun cuando soy bastante exigente en lo referido a la calidad”.

En sus varios desempeños, María Cecilia Hernández transitó por diferentes emisoras de la capital cubana y en todas sintió la solidaridad de sus directivos, periodistas y demás trabajadores. “Laboré  en la COCO, donde obtuve un Gran Premio Especial que marcó mi vida como radialista. En Radio Metropolitana y en Radio Arte estuve como asesora del espacio La novela biográfica cubana. Allí asesoré la serie de Ernestina Lecuona y la dedicada al rumbero Malanga, escrita por Omar Dugués, con música de Yoli Sierra, y actores de la Agencia ACTUAR, todos bajo la dirección de Enrique Írsula”. Antes de la despedida, María Cecilia no se olvidó de los jóvenes que llegan por primera vez al mundo radial y advirtió: “En el caso de los escritores, asesores, realizadores de sonido u otros desempeños es fundamental entrar a la radio convencidos de que es un medio que no solo te aporta valores en la misma medida que tú lo hagas, sino que esa contribución se multiplicará en conocimiento, en relaciones humanas, siempre y cuando tu labor se fundamente en el amor y la entrega, solo así, al paso de los años, podrás definirte como alguien marcado por la magia de la radio”.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archivos