13 de abril de 2024

envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Eslabones radiales que hacen la historia

Desde los años cuarenta del siglo pasado algunos sucesos mediáticos potenciarían la difusión de la música más elaborada y de la creación lírica.

La radio fundacional cubana se nutrió de las matrices comunicativas y culturales más arraigadas en nuestra sociedad; entre las que destacan el periodismo impreso, la comunicación, la literatura, la poesía y las artes escénicas.  

La música vocal e instrumental protagoniza los espectáculos inaugurales de la fundadora 2LC (de Luis Casas Romero) y de la planta PWX (propiedad de la Cuban Telephone Co., logrando  niveles de excelencia en las interpretaciones vocales de Rita Montaner Facenda y de orquestas como la dirigida por el propio Luis Casas Romero. 

Desde entonces, pregonando su fecundidad y calidad,  nuestra radiofonía enalteció las más disímiles modalidades musicales expresadas en muchos proyectos o prácticas mediáticas.   

Desde los años cuarenta del siglo pasado algunos sucesos mediáticos potenciarían la difusión de la música más elaborada y de la creación lírica.

El sistema radiofónico nacional -entonces un bloque compacto de emisoras con  perfil generalista con variado poderío económico o supremacía tecnológica; comienza a cambiar:

En l939,  el Ejército nacional crea con fines educacionales propios  la emisora CMZ. 

Años después,  la transfiere a la Dirección de Cultura del Ministerio de Educación que la convierte en escenario privilegiado de disciplinas y artistas notables como Mario Orlando Romeu Gonzales y Ernesto Lecuona; la soprano Iris Burguet con la operística europea, Alejo Carpentier y su revolucionaria dramaturgia radial, el teatro, la cancionisdtica  criolla de las Hermanas Lago y la ejecución en tiempo real de nuestras mejores orquestas -charrangueras o sinfónicas-.

Esta primera planta cubana especializada en el arte y la cultura deviene semilla que germinaría en el futuro.  

En 1943, los hermanos Mestre Espinosa arriban a la dirección general de CMQ Radio -entonces una de las cadenas nacionales más populares- y con su gestión ulterior, revolucionan sus prácticas mediáticas.

Ejemplos:

La creación sucesiva  de dos emisoras especializadas (Radio Reloj. Informacion y anuncios. 1947) y (CMBF, Onda Musical de la CMQ) 1948) rompe la estructura monolítica de nuestro sistema radial generalista; al orientar sus contenidos a la música selecta instrumental, anuncios e información cultural.  

De esta manera, cuando ya la música constituía uno de los ejes esenciales de la programación radial generalista cubana, CMQ diversifica su espectro radial nacional.

Decadas después, el 7 de noviembre de 1962 – en el entonces edificio del Instituto Nacional de Reforma Agraria- [1]la añeja emisora de Omnibus Aliados se convierte en CMBQ, Radio Enciclopedia; con cobertura nacional.

Desde entonces, su excelencia se ha ganado las preferencias de múltiples públicos a quien acompaña en la cotidianidad; consolidando  el imaginario  sonoro de varias generaciones de cubanos que disfrutan su música instrumental ligera e información variada de énfasis cultural.

Así  engarzando hitos, réplicas, convergencias y novedades se forjaron los eslabones de un monumental proceso de continuidad y ruptura histórica en el sistema radial cubano que hoy cumple un siglo .  


[1] Tras sucesivas locaciones, hoy radica en N entre 21 y 23 (El Vedado).

error
fb-share-icon

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × 5 =