envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Los medios audiovisuales cubanos deben ser reflejo de la identidad nacional

Abel Prieto y Magda Resik llaman a defender los valores nacionales a través de la radio y la TV

La necesidad de defender la cultura cubana, velar por la independencia nacional y proteger el patrimonio artístico del país a través de los medios de comunicación fueron las ideas que sobresalieron durante la entrega de la Condición Artistas de Mérito a un grupo de trabajadores del Instituto Cubano de Radio y Televisión (Icrt), en el Memorial José Martí, en La Habana, el 24 de febrero de 2017.

Luego de la entrega de los premios a realizadores y especialistas de la radio y la televisión, Abel Prieto, ministro de Cultura, manifestó a la prensa la importancia de proteger la cultura nacional a partir de mensajes descolonizadores que se aparten de la superficialidad que impera en los medios de comunicación en otros países.

“El mensaje que llega por los medios del mundo de hoy es que hay que disfrutar el momento, el instante, y no perder el tiempo mirando atrás. Proponen quedarnos sin raíces, y pretenden que los jóvenes le rindan culto a lo efímero, al entretenimiento vacío.

“Es un desafío determinar qué vamos a transmitir, y cómo lo vamos a transmitir. Los mensajes no pueden ser aburridos, porque estaríamos perdiendo la batalla. En este sentido Cuba tiene condiciones excepcionales y disponemos de nuevas tecnologías”, precisó Prieto.

Según el ministro, la televisión y la radio en Cuba tuvieron en sus inicios un sesgo marcadamente antinacional y proyanqui, y solamente defendían intereses oligárquicos sobre la base de una proyección entregada al imperialismo norteamericano.

“Luego de 1959 nació una radio y una televisión revolucionarias, en medio de grandes desafíos de forma. Lamentablemente, en ninguna experiencia socialista se logró una televisión de vanguardia. Sin embargo han estado presentes programas de vanguardia. Fidel hizo un uso extraordinario de la televisión  y fue el primer político a nivel mundial en convertirla en un instrumento para dialogar con su pueblo.

“Recuerdo sus largos discursos en los tempranos años sesenta para crear una conciencia anticapitalista y vi cómo la gente fue entendiendo los valores del socialismo.

“Los yanquis en Cuba hicieron un experimento casi perverso con los medios masivos. Por ejemplo, la revista Life se traducía en Cuba al español y se imprimía para toda América Latina. Los seriales de Loretta Young se doblaban en Cuba y se distribuían. Éramos una especie de laboratorio de anexión cultural. Los medios se convierten en un vehículo excepcional para crear conciencia luego del triunfo de la Revolución”, puntualizó el ministro.

Por su parte, Magda Resik, directora de Habana Radio, Artista de Mérito del Icrt 2017, también en esta ocasión, se refirió también a Fidel Castro como defensor de los valores cubanos a través de los medios audiovisuales.

 “Fidel fue un hombre que nos enseñó a amar la cultura, y dijo que uno de los propósitos esenciales de la Revolución era desarrollar el arte para que llegase a ser un verdadero patrimonio del pueblo. Esa determinación ha sido una tarea del Icrt de este instituto durante muchos años, pues nuestro compromiso es con la creación artística.

Resik señaló también que José Martí fue un fiel defensor de la identidad y la soberanía de Cuba.

“Él pensó en el arte como algo necesario y nosotros reiteramos nuestro inmenso compromiso con la cultura cubana, para hacer valer la independencia nacional y defender las ideas en las que hemos creído por  varias generaciones.

“Ojalá que nuestra radio y televisión sean espacios necesarios de creación, para seguir luchando por esa Cuba que Martí soñó libre e independiente Seguiremos trabajando para responder a esas reales exigencias”, concluyó Resik.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cinco − 1 =

| Newsphere por AF themes.