envivo

Editorial del Instituto Cubano de Radio y Televisión

Radio Cadena Agramonte, emisora de mis amores (VI)

Esta crónica forma parte de una serie radiodocumental que realicé para homenajear a la emisora donde inicié mi vida profesional

Radio Cadena Agramonte, emisora de mis amores. La primera en mi vida profesional. La que me vio nacer y crecer como locutor. Soy César Arredondo y tengo el placer de encontrarme o reencontrarme contigo atravesando el tiempo y la distancia. Te contaré de cosas pasadas en esta emisora y de mis andares en su búsqueda o de cuando la encontré y fuimos un todo único.

Radio Cadena Agramonte y mis estudios nocturnos

Como apreciarán, tuvo que transcurrir un tercer año de la nueva secundaria básica, anexa a la Escuela de Comercio, lo que de todas formas debía aceptar, pero que solo servía para estudiar Comercio. Y yo era alérgico a los números.

Los dos años normales en la escuela y la eliminación de las disposiciones anteriores me daban la posibilidad, entonces sí, de matricular en el primer año del entonces preuniversitario, ya en la sesión nocturna. De todas formas, se me habían escapado tres años prácticamente improductivos.

Cumplíamos con las responsabilidades laborales en Radio Cadena Agramonte, con disposición y alegría. Todos estábamos conscientes de que trabajábamos en la mejor emisora de la provincia, ahora de todos, que no era una retórica de moda. Sentíamos que, si antes lo hacíamos por el gusto de hacerlo y cobrar el salario, ahora éramos mucho más que eso: un colectivo unido, capaz y con muchos deseos cumplir con la Revolución. Éramos activos actores del proceso que vivíamos. Jóvenes la mayoría, nos sobraba empuje y decisión. En mi caso y de otros tantos, los estudios eran prioridad. ¡A recuperar lo perdido!

Demostraba esa nueva oportunidad que no debemos perder una sana idea y que, al final, el que persevera triunfa, y que está demostrado absolutamente que el que no lucha no vence. Ya en Cuba no se cantaba la lotería nacional para que, quizás, la suerte se acordara de los pobres. Ahora iba por nosotros y se abrían las oportunidades.

Por fin, ¡el primer año en la sesión nocturna del pre! Ahí conocí, en vivo y en directo, lo que es un ponche alevoso en Matemática, cuando me había creído infalible, por la inteligencia “demostrada” en la secundaria rural. Recordaba, para darme ánimo, que hasta Einstein había fallado en la Física; seguramente como yo, no estudió como debía. Me resultaba una obsesión el tema de los estudios.

En esos tiempos maduraba como locutor de Cadena Agramonte y obtenía, en 1960, con 3 años de experiencia, la Copa como mejor locutor de discotecas en la ciudad de Camagüey. Evidentemente, me distinguía en esa especialidad, pero no en la noticia. No había aprendido a dominar bien lo que llamamos la visión periférica en la lectura, o sea, ir leyendo por delante de lo que vamos diciendo.

Los locutores disqueros, como yo, en esos momentos eran Eduardo Govín Díaz, Francisco López Escobedo, Mario Crespo Fuentes, premiado en noticias, Oscar Duardo y Homero de Dios, estos tres últimos, además, eran locutores titulares de noticieros. Los domingos salía al aire la única mujer locutora, Brenda Graciela Vilató. Antes habían inaugurado la emisora y fueron de los primeros: Noelio León Drago, de Ciego de Ávila, y Renato Morfi, de Morón. La estancia de ellos fue breve.

No fundador, pero al poco tiempo de inaugurada la emisora comenzó José Luis Cadenas, quien cubría un espacio noticioso temprano. Luego abriría ese horario el programa de música mexicana Que seas feliz, que hice durante muchos años yo también.

Además, Cadenas fue el primer contador de la emisora, su trabajo principal lo constituía el Banco Núñez. Era un locutor de mucha seguridad y versatilidad en la lectura. También fue presentador del Canal 11 de la televisión camagüeyana, dicho sea de paso, primero creado en el país después del triunfo revolucionario. Durante mucho tiempo Cadenas fue animador del cabaret Caribe.

A Cadenas le rindo homenaje sincero, en mi nombre y el del resto de los integrantes de Radio Cadena Agramonte, los de ayer y los de hoy. Recientemente falleció.

           Colectivo de Radio Cadena Agramonte después del triunfo del 1 de enero de 1959.

       Cronica Cesar Capitulo 6

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

trece − 6 =

| Newsphere por AF themes.